fe de erratas

14 jun. 2014

asesinados como se asesina en México, por nada.......

Los muertos están vivos

Una de las tantas protestas contra la violencia en el país. Foto: Octavio Gómez
Una de las tantas protestas contra la violencia en el país.
Foto: Octavio Gómez
Para los compas zapatistas, para cada uno de los que resistimos.

MÉXICO, D.F. (Proceso).- “Abril –escribió T.S. Eliot en ese terrible poema, Tierra baldía, que en 1922 anunciaba los horrores del siglo XX– es el mes más cruel”. En el México del siglo XXI la crueldad de ese abril se ha vuelto la de cada mes y cada día. La nomenclatura de los asesinados, de los desaparecidos, de los desplazados, se ha ido convirtiendo en un lugar común enterrado bajo “la tierra muerta” de las abstracciones, la contabilidad estadística y las reformas estructurales. De cuando en cuando, uno o dos asesinatos sacuden la conciencia y, como dice Eliot, “engendran lilas” del fondo de esa tierra inhóspita que nos recuerdan el horror, la deuda de un Estado que ha abdicado de su razón de ser y que, bajo el travestismo de discursos regeneradores, no deja de servir al crimen de los grandes capitales, sean legales o ilegales.

El asesinato en abril de Alejandro Chao y de su esposa Sarah en Morelos, y el ocurrido en mayo en contra de José Luis Solís López, Galeano, en Chiapas, pertenecen, como los de mi hijo Juan Francisco y sus amigos en 2001, a esos engendros. Maestros que enseñaban, dialogaban y buscaban con otros un camino en medio del desastre fueron asesinados como se asesina en México, por nada, por el único y espantoso acto de decir que el poder del dinero, de la violencia, del despojo, es el señor que quiere reinar sobre un campo de osarios. Sus muertes, sin embargo, han vuelto a desenterrar el de tantos nombres de los que nadie quiere saber, y a señalar que los muertos están vivos en el corazón y en los actos de cada uno de los seres que resistimos.
......sigue 

No hay comentarios: